Imprimir

Excursión de un día a Nápoles y Pompeya

Escrito por Agustina G. Posted in Roma

 

Nápoles y Pompeya tienen mucho para ofrecer desde historia, arte y arqueología, todo en una hermosa excursión de un día de duración. Este recorrido abarca Roma al Golfo de Nápoles, donde el monte Vesubio hizo erupción en el año 79 AC y arrasó las ciudades de Pompeya y Herculano.


Comienzo del recorrido:


Este viaje se inicia cruzando la región de Castelli Roani, atravesando la Autopista del Sol, con un paisaje hermoso, y medieval, en el cual tendrá la oportunidad de conocer la Abadía de Monte Cassino, en ruinas tras ser destruida en la II Guerra Mundial. Esta abadia benedictina fue reconstruida con ayuda del Estado italiano y fue consagrada nuevamente por el Papa Pablo VI en 1964. La Abadía de Monte Cassino cuenta con archivo inmenso conformado por documentos relacionados con la historia de la abadía, y 1400 irremplazables códices manuscritos, sobre todo históricos.


Descanso en Nápoles:


En Nápoles se llevara a cabo una parada donde usted conocerá el Castel dell'Ovo, Castillo del Huevo, que se integra de forma majestuosa al hermoso paisaje natural del Golfo. Su nombre se debe a la leyenda de que Virgilio escondió en el interior del castillo un huevo que soportaba la estructura del edificio, y que, de romperse, provocaría el hundimiento de la fortaleza, y que la ciudad sufriera grandes catástrofes.


Luego de recorrer este hermoso castillo, se dirigirá al centro histórico de la ciudad, y recorrerá los museos y construcciones referentes de Nápoles como el Palacio Real, la Basílica de San Francisco de Paula, el Teatro de la Ópera de San Carlo, la Galería de Umberto I y el imponente Castel Nuovo. Este castillo fue construido de la mano de Carlos I de Anjou, quien tras ser nombrado rey de Nápoles y Sicilia, trasladó la capital desde Palermo a Nápoles, y quiso otro castillo para su corte.


Salida de Nápoles, paisajes inolvidables:


Cuando se deja atrás la ciudad de Nápoles, usted visitara el valle del Monte Vesubio, los pueblos de Ercolano (Herculano), Torre del Greco y Torre Annunziata y almorzará en la emblemática Pompeya. Aquí, en esta ciudad, podrá realizar un recorrido de dos horas a pie de la mano de un guía, que le ira mostrando la fascinante ciudad, conservada gracias a la tragedia del Vesubio. Pompeya fue una ciudad de la Antigua Roma que fue enterrada en lava por la violenta erupción del Vesubio el 24 de agosto del año 79 DC. El tiempo y las capas de cenizas hicieron que tanto Pompeya como la otra ciudad víctima del Vesubio, Herculano, fueran olvidadas pero nuevamente se instalaron en el mapa mundial gracias a expediciones, Herculano en 1738, y Pompeya en 1748. En las excavaciones se encontraron huecos en la ceniza que contuvieron restos humanos, que el arqueólogo Giuseppe Fiorelli relleno con yeso. Así se consiguieron moldes que muestran el último momento de la vida de los ciudadanos que no pudieron escapar a la erupción.


Pompeya muestra de forma clara y precisa como se vivía en esa época de la Roma Imperial gracias a la conservación de la lava y ceniza del volcán, por eso fue declarada patrimonio mundial de la UNESCO. Realmente Pompeya conforma un recorrido impactante que usted no se puede perder.


Regreso a Roma:


Mientras regresa a la capital, italiana, tendrá la oportunidad de visitar una fábrica de objetos de coral y camafeos, en la cual podrá adquirir recuerdos. No se pierda esta visita hermosa a Nápoles y Pompeya.

Si se quedo con ganas de conocer mas lugares de Roma haga click aquí para conocer mas destinos en Roma.